Pizza de verduras de verano

Últimamente, y hasta que me decida a hacer dieta, los viernes por la noche en casa se cena pizza   Y la pizza más saludable es la de verduras. Además, nos gusta, y no echamos de menos otros ingredientes clásicos más contundentes, que también nos gustan. Los dejamos para las pizzas de trattoría, donde no suelen lucirse mucho con las verduras.

Aprovechando que a lo largo de la semana siempre horneo algo, pan o algún asado, meto a continuación una fuente con verduras, que quedan, una vez limpias de piel y semillas, así

verdura asada para pizza

La verdura asada se conserva perfectamente en la nevera hasta una semana, así que hay margen para gastarla.

Ingredientes:

Para la masa:

– 200gr harina integral

– 100gr agua

– Media cucharada de postre de sal

– 1gr de levadura seca de panadería

– Una cucharada sopera de aceite de oliva

Para el relleno

– Dos pimientos rojos asados

– Una berenjena asada

– Una cebolla asada

– Un calabacín a rodajas muy finas

– Tomate frito para la base, nosotros sofrito de tomate y cebolla casero que hacemos en verano

– 100gr queso de cabra

Para hacer la masa, amasamos todos los ingredientes y dejamos fermentar un par de horas tapada a temperatura ambiente. Si hay prisa, sin reposo 😉

Estiramos bien y cubrimos con salsa de tomate, y la verdura asada a trocitos. Después cubrimos con el calabacín, y ponemos el queso a pegotes. Horneamos 10 minutos a 200º y lista 🙂

 

pizza vegetal

Bizcocho vegano de calabacín y chocolate

Descubrí este bizcocho en uno de los blogs de Sunflower, La Panadería de Carmela, que suelo mirar poco porque todo engorda muuuuuucho 😆  pero de casualidad encontré este bizcocho, que no lleva ni huevo ni leche, pero que en realidad me llamó la atención porque llevaba calabacín. Es muy conocido el bizcocho de calabaza, pero no lo hago nunca porque es un dulce con mucho azúcar (si escatimas, sale demasiado el sabor a calabaza). Pero de calabacín no había hecho nunca. Carmela a su vez lo ha sacado del libro de Sandra, La receta de la felicidad.

Lo tuneé, aunque aquí podéis ver la receta original. Le reduje el azúcar y el cacao y un poco el aceite. El bizcocho resultante tiene así un 40% de calabacín, y no sabe nada nada a esta hortaliza. Sabe sólo a chocolate 🙂  La textura es esponjosa, nada apelmazada. Tal vez, para paladares más golosos, habría que subir un poco la cantidad de azúcar, pero para mí se come perfectamente así.

 

bizcocho vegano de chocolate

 

– 325 gramos de calabacín triturado, limpio y con piel
– 100 ml de aceite de girasol
– 100 gramos de azúcar
– 250 gramos de harina de trigo semiintegral
– 20 gramos de cacao puro en polvo tipo Valor
– 1 cucharadita de levadura química
– 1 pizca de sal

 

La forma de hacerlo no puede ser más simple teniendo mycook: trituras el calabacín, y luego añades el resto de ingredientes. Sigues triturando a la velocidad que más te guste, al molde y al horno precalentado a 180º durante 20-25′. Desmoldar y dejar enfriar en una rejilla.

Y congelar rápidamente para que dure

Rigatoni integrales con salsa de calabacín

Hace unos meses me volví loca y aproveché una oferta de Pastas Garofalo. Compré de todas las variedades integrales que se ofertaban, hasta siete kilos. La locura no es tanto esa cantidad, sino que, aunque como pasta todas las semanas, mis raciones son de 30gr, jajaja  y las del costillo nunca superan el doble.

 

IMG_0041

 

Ingredientes para muchas raciones

– Una cebolla grande

– Un calabacín grande, como de 800gr

– 100ml de leche

– sal

– pimienta

– nuez moscada

 

Interesante ayudarnos de una picadora. En mi caso, la mycook. En ella piqué el calabacín bien fino. Sacar y reservar. Picar la cebolla también fina y reservar. Calentar el aceite, añadir la cebolla y dejar que se poche. Añadir el calabacín y dejar que se cueza. Mínimo 15 minutos. En algún momento, salpimentar y añadir la nuez moscada. Casi al final añadir el chorrito de leche para aligerar, ya que queda muy espesa.